27-03-2012 ¿POR QUÉ DEBEMOS ESTAR TODOS PRESENTES EN LA HUELGA DEL 29 DE MARZO?

"Cuando los nazis vinieron a llevarse a los comunistas,
guardé silencio, porque yo no era comunista,
Cuando encarcelaron a los socialdemócratas,
guardé silencio, porque yo no era socialdemócrata,
Cuando vinieron a buscar a los sindicalistas,
no protesté, porque yo no era sindicalista,
Cuando vinieron a llevarse a los judíos,
no protesté, porque yo no era judío,
Cuando vinieron a buscarme,
no había nadie más que pudiera protestar.".

Martin Niemöller.

 

¿Importa acaso nuestro lugar de procedencia, si trabajamos, estamos en el paro o, simplemente, mendigamos en los comedores para indigentes, buceamos en los contenedores de basura o nos apostamos junto a un cajero para guarecernos y sobrevivir?
¿El hambre y la pobreza, el llanto y la injusticia tienen denominación de origen? No. Pero tienen culpables.


Las amas de casa son verdaderas expertas en economía doméstica y la educación de nuestros niños cada vez se devalúa más, ya que el gobierno ha optado por el camino más corto, trillado y fácil: Quitar lo poco que les queda a quienes menos poseen. Porque las grandes empresas y todos los privilegiados y tocados por la varita mágica de la "inmunidad" (palabrita que se parece tanto a impunidad) no tendrán que pasar por el trago amargo, por el sacrificio que se le exige al pueblo español, en aras de un futuro incierto, empedrado de verdades a medias y ¿por qué no? de mentiras hoy cínicamente expuestas.


Nuestros ancianos, a quienes se les recortan sus derechos de asistencia: ¿acaso no trabajaron toda su vida para vivir dignamente?


Nuestros jóvenes, sin futuro ni esperanza de empleo ¿tendrán que emigrar de este país, como en los años del franquismo? Y digo "país" aún sabiendo que España es un conjunto de naciones, con sus propios rasgos y herencias culturales; pero esta crisis ataca a todos por igual: a los hijos de las naciones españolas y a quienes hemos venido desde distintos lugares del mundo a forjar esta nueva era de diversidad y tolerancia, a construir la historia del nuevo milenio.


La crisis provocada por el capitalismo, acabará con todos y cada uno de los que formamos este croquis indestructible que es el pueblo, hermanado en su dolor. Es por eso, que desde esta sencilla arenga, pido con la voz en alto, que salgamos a las calles, que cerremos nuestras puertas, fábricas, comercios y mercados, que seamos un solo frente indestructible. Porque sólo uniendo nuestras fuerzas y mostrando nuestro rotundo descontento, podremos dejarnos escuchar por quienes se consideran dueños de nuestros destinos. Y tal vez, con un poco más de presión, logremos reconducir la senda de la economía y la historia de España. Porque aquí, en la tierra de Cervantes y de Lorca, se halla nuestra raigambre y cuna, nuestra esperanza y, ¿por qué no?, algún día nuestra tumba.


Este 29 de marzo hagamos la gran huelga que nos exige la historia, se lo debemos a todos aquellos que lucharon por la libertad, la equidad y la justicia. No debemos olvidar jamás que la huelga es un derecho adquirido por los pueblos que viven en democracia, que ha costado muchas vidas y debemos reivindicar este derecho y luchar porque un día toda la humanidad lo posea. Estoy convencida de que es la única manera de mirar hacia el futuro con la frente en alto y la mirada limpia.


Mariana Llano


Barcelona, 27 de Marzo de 2010.